Fundación ProEmpleo Productivo, a.c.


¿Qué hacemos?: 

 

Impulsar a personas que desean lograr una vida más digna y pro- ductiva, mediante capacitación y consultoría para la creación o mejora de sus microempresas y el autoempleo.

Objetivos de la organización:

  • Apoyar por medio de talleres a personas menos favorecidas para autoemplearse.
  • Promover los recursos de los beneficiarios para ejercer un trabajo productivo y bien remunerado.
  • Recibir donativos para poder llevar a cabo el objeto social.
  • Participar en asociaciones que apoyen fines similares.

Nuestra propuesta:

Programa Impulso Emprendedor


¿En qué contexto trabajamos?: 

 

Fundación ProEmpleo D.F. nace  en  1994  como  una  respuesta  activa  para  combatir el desempleo en México, con el fin de generar empleos y contribuir al crecimiento económico del país. Actualmente el empleo en México cayó a su nivel más    bajo en 11 años, con una tasa de desocupación del 3.5% (INEGI). El desempeño  irregular de micro y pequeñas empresas  crea  una  situación  de  inestabilidad  en  la que se aumenta el desempleo, el ritmo del crecimiento económico se limita, y por         lo tanto, la generación de riqueza y la distribución de la misma, provoca también inestabilidad social. Se detectó que empresas micro y pequeñas llevan a  cabo  prácticas y procedimientos poco eficaces, y actividades productivas innecesarias o  redundantes.  Los  principales  efectos  de  esta  problemática  son  que  75%  de  las  microempresas     no  sobreviven  más  de  dos  años,  además,  dado  que  los  empresarios  no  conocen  las  obligaciones      y beneficios de contar con una empresa constituida formalmente, se mantienen en la economía informal.


Ante este panorama ¿cuáles son nuestras acciones?: 

 

El objetivo del modelo social “Programa Impulso Emprendedor” es lograr que las  actividades  pro-  ductivas de las personas  que  son  atendidas  aumenten  el  valor  que  generan  al  sistema  económico  del país. Esto se logra por la intervención en tres perfiles de personas: empresarios que mejoran sus competencias empresariales; emprendedores con mayores herramientas y capacidades;  motivación y el comienzo de sus iniciativas productivas. Las personas que participan en  el  Taller  Emprende también adquieren habilidades y competencias que les ayudan a  mejorar,  tanto  su  situación laboral, como a definir su plan de vida. Esto se logra aun cuando este último perfil no inicie o desista de la idea de negocio con que empiezan el taller.


Resultados frente a la Pobreza y la Desigualdad: 

 

En 23 años hemos capacitado a 85, 481personas a través del Taller Emprende, logrando 14,664 microempresas iniciadas o mejoradas por medio de consultorías especializadas y personalizadas. Además, 86,370 empleos fueron generados y conservados. Tan sólo en 2017 impartimos 299 talle- res en nuestras aulas –así como en 131 instituciones con las que tenemos alianzas– , capacitamos a 6,506 personas, incubamos y mejoramos 446 empresas y 4,782 empleos fueron generados y conservados.


Retos a los que nos enfrentamos: 

 

Cambios de intereses gubernamentales y privados en la aplicación de recursos financieros o

líneas de acción y  estrategias;  incremento  en  el  número  de  organizaciones  e  instituciones  que  ofrecen servicios de incubación; falta de  empresas  y  organizaciones  interesadas  en  realizar  donativos; infraestructura insuficiente para atender la demanda creciente por nuestros servicios y del ofrecimiento de productos; falta de espacios para la difusión de los servicios y elevar la cobertura de atención.

Los beneficiarios reportaron tener la siguiente mejora seis meses después de la capacitación empresarial: 94% mejoraron su situación emocional.


Teléfono: 
(55) 5545 0845
Correo electrónico: